Recapitule dos

El menguante de agosto les cuenta dos bellos secretos que son UNO, si quiebras lo imposible volarás. Quien vuela en formación recrea el nuevo cielo. El ángel marca una señal de plumas, dos para que conste, se calan únicos y a jardines del prado van, de estreno. Eligen árbol que ampare charlas, se amistan en la hierba, están vivos y alimentan hormigas con híbridos licores. Dos impactan el límite del museo. Joyas renacentistas, rostros que evocan benévolas referencias, dos tal vez o no, también amantes.

Paisaje domingo urbano. Verano en que baja el cielo con su ardor hasta la tierra esfera que se abre y canta . Paisaje domingo azul de calles río con alimento, mágicos rincones de tránsito, dos. Junto a otra fuente legendaria de parque , al fresco del templo antiguo, como aire que inspiraron San Isidro Labrador y Santa María de la Cabeza, los pies pacificando en fuente clara, dos. Para complicidad de efímeros paisanos y jóvenes inglesas, alemanas…dos con su paz al agua.

Borracho que intenta mantener norte, no ir más allá como torre de Pisa, trae sus lobos a beber, dos amantes viajeros de compañía. Lobos de plata en espiral. Lamen su reflejo, se miran en el mío. Beben felices de tu espalda. ¿Podían acaso elegir otro camino? Dos hasta dar con Uno. Gotas de eternidad en que la sed por fin apaga.

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s